lunes, 7 de mayo de 2018

33.000


Apropiado o no, razonable o no, justo o no, en Bilbao está habiendo un importante movimiento de jubilados (sobre todo) en defensa de unas pensiones dignas, unos salarios “humanos”, el final de la brecha abierta en razón del sexo, y algunas otras “minucias”.
Es así.
Y los blogs, a este respecto (como a todos los respectos) se dividen en tres tipos: los que están de acuerdo, los que no lo están y los que callan. Y todos, sea cuál sea el tipo, han tomado partido. Sí. También los que callan. El silencio es una postura tomada, como las otras: igual de posible, de justa o injusta, de sabia o estúpida, de miedosa o valiente, de razonable o irracional. Cualquiera de las tres lo es.
Me parece que los blogs escritos o alimentados por viejos (o si ellos lo prefieren, para que no nos escaqueemos nadie, por personas mayores) deberíamos decir algo, estar a favor o en contra, con matices o sin ellos, pero posicionarnos por la palabra, no por el silencio.

Yo no he estado más que en una de las manifestaciones. No me parecen indispensables, aunque tengo que reconocer que sin ellas casi no habría ni ruido ni nueces, que sin ellas no se habrían conseguido esos “caramelitos” (muy importantes y necesarios para algunos de los pensionistas) que casi con toda seguridad se consolidarán con los Presupuestos Generales del año.
Me parece que el PNV ha andado muy listo a la hora de conseguir un buen montón de votos para las próximas elecciones.
Y creo que el escenario real donde se juegue este partido será en esas próximas elecciones. A mí no tienen que convencerme de a quién no se puede votar. Confiaré una vez más en la sensatez del electorado. Posiblemente volverá a defraudarme. Pero, tengo por seguro que peor sería si no hubiera ni electorado ni elecciones. De eso ya tuvimos suficiente ración en un pasado que algunos vivimos y aún recordamos.
Por lo demás, para mí es meridianamente claro que las pensiones mínimas son una birria inhumana, que las pensiones medias también lo son, que ninguna pensión debería perder poder adquisitivo, que deben ser parte de los presupuestos del Estado y financiarse mediante impuestos (sobre todo de los que deberían pagar algunos que se están escaqueando de ellos), que no es justa la brecha en razón del sexo, hayan pagado lo que hayan cotizado a la seguridad social las mujeres en su vida laboral (que ya lo creo que han trabajado) y alguna que otra cosa que ahora se me escapa.
Si algún “viejo” necesita un lugar donde escribir, yo le presto mi blog. Si algún joven lo necesita, que cuente con él también.

viernes, 4 de mayo de 2018

La pirámide de fango


La vejez (la mía) es un tiempo maravilloso para romper esas palabras que uno pronunció para nunca jamás (algunas, que no todas)
Así que, en cuanto me enteré de que había salido la última investigación de Montalbano, la última novela de Andrea Camilleri (y algún día tendrá que salir la última) “La pirámide de fango”, no diré que corrí, pero sí me apresuré a conseguirla, primero y a leerla, después
Son tantos los buenos ratos que Camilleri me ha proporcionado, tan interesantes algunas de sus historias, tan bonitas, lo he recomendado tantas veces, me ha arrancado tantas sonrisas,… que no podía menos que leerle, aunque sólo fuera por agradecimiento.
Y la novela, ¿qué?
Para los que conocéis a Camilleri nada nuevo: los mismos personajes esta vez tratando de aclararnos a los lectores, cómo se mueve la mafia, qué hay de la corrupción de los políticos, el trapicheo de las obras públicas, ….
Lo suficiente para disfrutar de una nueva novela de Camilleri.

martes, 24 de abril de 2018

lunes, 23 de abril de 2018

De pensiones, subidas y mentiras


Ayer el diario.es (https://www.eldiario.es/politica/Partido-Popular-Proposicion-Ley-gobierne_0_763623854.html) publicaba la enésima “boutade” (ocurrencia, pero en francés que suena más fino) de Rafael Hernando:
 "Los que pedían subida de las pensiones, ahora que se manifiesten para dar las gracias al Gobierno"
"Nos pedían una subida del 1% y las vamos a subir el 3%", ha dicho el portavoz parlamentario de los populares
Y, como yo no tenía otra cosa que hacer, me puse a pensar:
Este “señor”, ¿es un jeta?. Porque parece estar ahí para poner cara a lo que casi ningún otro se atrevería. ¿Es un sinvergüenza? O sea, alguien a quien no le da vergüenza decir cualquier cosa. ¿Es un desalmado? O sea que dice todo aquello que no tiene alma, que no tiene ninguna empatía con lo que los ciudadanos sienten. ¿Es un monigote? O sea, está ahí como el títere que disimula al verdadero autor de la comedia.
Pues, al menos, entre tanta pregunta, puedo afirmar que es un mentiroso. Ocultar parte de la verdad, decir sólo una parte de ella, es mentira. Yo he oído decir que, si les aprueban los presupuestos, subirán un 3% aquellas pensiones, y SOLO aquellas que no llegan a 800 euros al mes (hablo de memoria, o sea que quizás ni lleguen a 800). Pongamos por caso que un pensionista con 750 euros al mes va a empezar a cobrar 772,50 euros.
También puedo afirmar que este “señor” no es tonto. Lleva 34 años viviendo de la política, desde los 21. Es decir nunca ha hecho otra cosa. Y vive bien, o, al menos, tiene unos buenos ingresos:
Recapitulamos, en un mes ordinario, Hernando cobra 2.971 euros brutos que le paga el Grupo Popular, más 5.536 euros brutos del Congreso. Eso son unos 8.500 euros, más 1.842 euros libres de impuestos para gastos. En junio y diciembre, con la extra, es el doble: son 5.942 del Grupo Parlamentario Popular y 11.072 euros del Congreso. Eso son 17.014 euros brutos y 3.684, para gastos, libres de impuestos. Unos 20.550 euros entre las dos nóminas.” (http://www.sueldospublicos.com/texto-diario/mostrar/203857/rafael-hernando-empezo-cobrar-sueldo-publico-concejal-22-anos)
No hagamos más mala sangre en los lectores, que hoy es lunes.

viernes, 20 de abril de 2018

Los ciervos llegan sin avisar


“Yo sólo quería terminar mi puzle, encajar las piezas”

La novela llevaba tiempo esperando a que la cogiera… y por poco no la suelto. Menos mal que soy un lector disciplinado, al menos a la hora de dejar de leer.
Tenía muy buenas críticas, llegadas desde diversos lugares, y la mía no lo va a ser menos.
Ojo!: “Los ciervos llegan sin avisar” es adictiva. Quedáis avisados.
Berna González Harbour maneja estupendamente la técnica: deja una historia en suspense y te mete en la que parece otra. Tú ya sabes que ambas se van a encontrar en algún meandro del relato, y no puedes dejar de leer, no puedes esperar.
Es una novela redonda. Negra. Con un relato que parece ir alejando las dos (o tres) historias, para ver como se reencuentran al final de una curva del camino, en medio de una recta de la carretera.
Y de fondo la crisis económica, los buitres, las amenazas de desahucio, la presencia insufrible de los usureros, disfrazados de bancarios o financieros.
En resumen una muy buena novela.

Cambiando:
Esta mañana he conocido la muerte de D. Luis Montes. Era el presidente de la Asociación “Derecho a morir dignamente” y desde aquí quiero presentar mi respeto y reconocimiento, así como mi agradecimiento a su labor.
DMD es una asociación sin ánimo de lucro, registrada en el Ministerio del Interior con los siguientes fines:
. Promover el derecho de toda persona a disponer con libertad de su cuerpo y de su vida, y a elegir libre y legalmente el momento y los medios para finalizarla.
Defender, de modo especial, el derecho de los enfermos terminales e irreversibles a morir sin sufrimientos, si este es su deseo expreso.”

martes, 3 de abril de 2018

Luto por Paco Camarasa

Hoy es un día triste:
Ha muerto Paco Camarasa.
Mi blog se queda sin uno de sus referentes primordiales.
Mis necesidades de conocer las novedades de Novela Negra tendrán que buscar otras fuentes.
Desde aquí mi respeto, mi admiración y mi pésame a su mujer (la librera, la que me hizo decir un día que su juicio me interesaba más que el de Paco), a todos esos autores que le deben mucho de su "carrera", a todos los amantes del género.